sábado, 26 de marzo de 2011

I love you so much

Hoy me he vuelto a acordar, me dije que no lo haría pero los buenos recuerdos siempre vuelven.
Me he vuelto a acordar de aquel verano, veo tus fotos y es inevitable derramar una sola lágrima. Quizás tú no lo pienses tanto, pero yo estoy aquí a nueve mil kilómetros recordando lo primero que me dijiste -But, do you speak English?- recuerdo como me atolondrabas con todas esas chorradas tan mágicas que decias, como cantabas (chillabas) en el coche, como me hacías burla por mi acento, o simplemente al ver esa forma de andar que tenías. Me gustaría que nunca hubiese pasado, porque no hay nada peor que los recuerdos bonitos, porque los puedes recordar, sí, pero jamás podrás repetirlos.

Ayer  me llegó una noticia, este verano te voy a volver a ver, pero la verdad, por una parte estoy eufórica, pero tengo mucho miedo de lo que viene después, el tiempo pasa rápido, pero los momentos perduran y perduran.

Escucho esa canción que solías tatarear y simplemente tu mirada me abruma, cierro los ojos e imagino. Hace mucho que no hablamos, es imposible comunicarse contigo, seguramente en este año te hayan pasado mil cosas, quizás ya no tengas ojos para mi.

Todo es tan confuso.
Puta distancia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario